Gracias, pero no, gracias

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Por qué Jesús ‘Chuy’ García declina candidatura.

El líder mexicano finalmente respondió a los pedidos para que vuelva a tentar la alcaldía de Chicago: dijo NO, prefiere ir por el Congreso federal. Estas son sus explicaciones expresadas en un comunicado:

“He visto los bigotes proyectados en los edificios, y no puedo agradecerles lo suficiente por su fe y confianza al instarme a postularme para alcalde de la ciudad que todos amamos. Un agradecimiento especial a los cientos de voluntarios que circulan peticiones para que yo postule. Estoy realmente conmovido.

Las últimas semanas han sido un momento de reconocimiento interno. Mi preparación para ir al Congreso fue, por un momento, interrumpida por la noticia de que la ciudad tendría una gran oportunidad de elegir a un nuevo alcalde. Admito que sentí la tentación de hacer otra candidatura. La última candidatura sacudió las cosas y creo que condujo a un cambio importante en las recientes elecciones estatales y de la municipalidad, a saber, Aaron Ortiz, Alma Anaya, Beatriz Frausto-Sandoval y Delia Ramírez. No podría estar más orgulloso de ellos.

Yo amo esta ciudad. Me encanta su complejidad, su diversidad, energía y sus problemas y oportunidades siempre cambiantes. También es una ciudad en profunda crisis con una desigualdad salvaje y relaciones rotas entre las comunidades y la policía y, por supuesto, los continuos problemas fiscales.

Pero en el análisis final, creo sinceramente que puedo hacer más por mi ciudad ahora en Washington. Esta decisión no es sobre ascendencia o posicionamiento político; se trata de la integridad y lo que siento que puedo hacer por mi ciudad en el Congreso.

Chicago necesita desesperadamente ayuda federal para abordar nuestros problemas de infraestructura y transporte. La crisis migratoria de nuestra ciudad solo puede ser resuelta por el Congreso. La garantía de los derechos de las mujeres, los ciudadanos homosexuales y otras minorías se garantizarán únicamente a través de la acción del Congreso.

Chicago necesita un alcalde que no esté en deuda con nadie. Necesitamos alcaldes y representantes del Congreso que estén convencidos por una cosa: la mejor idea en la sala. Y necesitamos muchas mejores ideas, ya sea en la forma de un Plan Marshall o algo mejor; necesitamos ideas audaces que mejoren la educación, la seguridad pública, la atención médica, la infraestructura, el transporte y todo lo que sea necesario para llevar la vitalidad económica a los vecindarios que son criaderos de desesperanza. Ya no podemos soportar escuchar a un adolescente decir que no espera vivir más allá de los 25 años.

Espero con ansias las elecciones del 6 de noviembre. Estar en Washington en un momento en que puedo oponerme a la dirección que está tomando la administración Trump de este país. Es un llamado al que estoy obligado y fortalecido a tomar. Los Dreamers están esperando que el Congreso actúe; los inmigrantes que tienen tanto que ofrecer a nuestra nación están esperando que el Congreso actúe; los ciudadanos que todavía no se han recuperado de la recesión están esperando que el Congreso actúe. Estoy listo para ir a trabajar.

Al próximo alcalde de Chicago, le digo esto: debe hacer cambios audaces que perturben a los que se sientan cómodos con el status quo. Solo a través de una agenda de transformación con una profunda inversión en el vecindario, Chicago se convertirá en una ciudad que funcione para todos”.

editor

Acerca de Nosotros

La Nueva Semana es un semanario que nace para brindar información relevante para los inmigrantes en Estados Unidos.

Recent Posts

Follow Us