Trabaja o no hay pensión

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Denuncia por ex oficiales de policía de North Chicago.

A oficiales discapacitados o jubilados se les ordenó regresar al trabajo o perder sus pensiones, reveló el portal Blue Lives Matter.

Ocho ex oficiales de policía de North Chicago que se jubilaron por discapacidad después de ser heridos en el cumplimiento del deber recibieron la orden de convertirse en 911 despachadores del departamento o enfrentar la pérdida de sus pensiones, denunció el website WBBM.

“El oficial retirado de la policía de North Chicago, Brian Carder, dijo que fue atropellado por un vehículo en el cumplimiento de su deber en dos ocasiones durante sus 17 años de servicio en el departamento, informó WBBM. Sufrió una clavícula rota, una mano fracturada y “un par de conmociones cerebrales” durante esos incidentes, y posteriormente se sometió a dos reemplazos de cadera, dijo a la cadena de noticias”, sostiene el portal.

En 2009, al oficial Carder se le diagnosticó un trastorno de estrés postraumático (TEPT) y se retiró con una pensión por discapacidad y beneficios de salud para el cumplimiento del deber. Esas son ahora sus únicas fuentes de ingresos, dijo a WBBM.

Según la denuncia, “en mayo, el Oficial Carder y otros siete pensionados recibieron una carta de “retiro de emergencia” del Departamento de Policía de North Chicago (NCPD), ordenándoles que asistieran a la capacitación para los puestos de despachadores del 911”, informó WBBM.

La carta informaba a los oficiales retirados que el centro 911 del departamento está “dramáticamente insuficiente” debido, en parte, a una consolidación anticipada del departamento. Como resultado, los empleados han estado dejando la agencia para aceptar oportunidades a largo plazo con otros departamentos.

Pero el oficial Carder dijo a WBBM que él y sus compañeros de jubilación no pueden ni quieren regresar al trabajo. Algunos incluso se han mudado fuera del estado desde que dejaron la NCPD. Cuando la mayoría de los oficiales retirados no se presentaron a la reciente orientación del despachador, la ciudad presentó una moción para revocar sus pensiones, informó WBBM.

La ciudad también señaló que ya han reasignado a los empleados actuales de la ciudad para que se encarguen de las tareas de despacho, a pesar de que no tienen ninguna experiencia.

“Quitarle el sustento de una persona después de que ya haya hecho un sacrificio bastante significativo, es simplemente indignante”, dijo el oficial Carder. “Estaría sin hogar [sin mi pensión]”.

La Junta de Pensiones de la Policía finalmente decidirá si las pensiones de los ex oficiales se cancelarán o no, y se espera que se reúnan en octubre. El jefe de la policía de North Chicago, Lázaro Pérez, y la oficina del abogado de la ciudad se han negado a comentar sobre el tema, informó WBBM.

 

BRIAN CARDER. El oficial retirado de la policía de North Chicago prestó servicio en su departamento durante casi dos décadas.

 

editor

Acerca de Nosotros

La Nueva Semana es un semanario que nace para brindar información relevante para los inmigrantes en Estados Unidos.

Recent Posts

Follow Us